Ibiza, mucho más que fiesta y noche

Ibiza es una de las islas más destacadas de todo el Mediterráneo. Está asociada a la marcha nocturna, a la fiesta y las discotecas más extravangantes, pero también encontramos muchos rincones perdidos para relajarnos y monumentos que visitar.

Abundan los vuelos baratos a Ibiza gracias a una gran cantidad de compañías aéreas que nos llevan a la isla en un momento. Además de las enigmáticas playas y sus típicas casas en color blanco y una estructura muy definida que le dotan de personalidad, podemos admirar muchos edificios de diferentes épocas.

Y es que Ibiza es cultura, historia, arte, folfkore y ofrece una gastronomía destacable a base de platos marineros, pescados y bueno vinos. Uno de estos monumentos es, sin duda, la catedral, de estilo gótico se erige sobre un antiguo templo árabe. Resalta su exterior, pero sobre todo un interior bello con el retablo de San Gregorio, entre otros. Las torres fortificadas en lo alto desde donde ver el mar son características de todas las Islas Baleares. En Ibiza, hay una buena representación, como la torre de ‘Es Savinar’, situada frente a los islotes de Es Vedrà y Es Venadrell, a unos 200 metros sobre el nivel del mar.

Las galerías de arte y museos nos descubren mucho más sobre este pueblo y su historia. El museo de Etnografia Santa Eulària des Riu recoge un gran legado de sus costumbres y el folklore con un gran número de exposiciones temporales y permanentes, con vestuario, joyas y artesanía típica, además de muestras de trabajo artesanal en vivo.

El arte moderno crece en el Museo de Arte Comtemporáneo, MACE, que, desde el año 1969, es uno de los pionero en España de esta categoría. Además de exposiciones temporales, destaca por ofrecer fondos de grabados relacionados con el certamen Ibigrafic, y las Sala de Armas y Almacenes a Prova.

Foto: photoaf