Patrimonio de Torremolinos

Patrimonio de Torremolinos 1

Torremolinos es mucho más que un destino turístico típico. Pese a que sus calles y playas, a primera vista nos pueden hacer pensar en algo parecido, si estamos en uno de los hoteles en Torremolinos y tenemos tiempo de descubrir el lugar con tranquilidad, veremos que Torremolinos es un lugar muy interesante.

A pesar de su inmenso desarrollo urbanístico durante los últimos años, la ciudad de Torremolinos ha sabido preservar en su ambiente un aire marinero, un aire tradicional. Para ello podemos visita una de sus barriadas más tradicionales, a saber, el Calvario, aunque éste no es el único, Bajondillo y La Carihuela también existen como un ente a parte, como lugares que van más allá de la turística y típica Torremolinos.

En la parte histórica del lugar podremos conocer también la iglesia parroquial de Nuestra Señora del Carmen, que junto a la arquitectura nobiliaria que podemos ver en sus calles, nos da una buena idea de cómo era Torremolinos no hace mucho tiempo. Entre estas edificaciones podemos destacar la Casa de los Navaja, levantado durante el siglo XIX.

No obstante, si tenemos que buscar un símbolo del patrimonio de Torremolinos, sin duda podemos elegir la Torre de Pimentel o de los Molinos, un edificio de origen defensivo y que da nombre a la ciudad misma.

Por otro lado, en la zona conocida como Cortijo del Tajo también han sido descubiertos importantes yacimientos arqueológicos que nos recuerdan que Torremolinos no es de ayer, es decir, que no nació junto a los mastodónticos edificios sino que había otro Torremolinos antes, un Torremolinos que si nos fijamos aún podemos descubrir.

En fin, si vamos a Torremolinos, si hacemos turismo en Torremolinos, no por ello tenemos que dedicarnos a lo más normal y habitual, a tomar el sol y bañarse de vez en cuando, sino que podemos conocer el pasado, la historia, los orígenes, el por qué de cómo son ahora los lugareños.

Foto Vía: Simon