Mi Buenos Aires querido

Mi Buenos Aires querido 1

Es una ciudad magnífica, grande, apasionada y puede ser visitada durante todo el año. Los vuelos baratos a Buenos Aires están a la orden del día y es uno de los destinos más solicitados de los españoles ya que hay muchas cosas que vistar en Argentina.

Repleta de plazas, avendas, jardines y palaciones, además de museos temático y de interés internacional, en este post recomendamos algunos de los monumentos y edificios más embláticos de la ciudad que parece no tener fin. El Palacio Barolo es de importante atracción turística. Cuenta con 32 metros de frente y 42 de fondo, y da a las Avenidas de Mayo e Hipólito Yrigoyen. Fue el primer edificio de armazón de hierro construido y en su interior observamos algunas referencias a la Divina Comedia de Dante.

La Casa de la Cultura es un espléndido edificio de enorme belleza. Era la sede del antiguo diario La Prensa y actualmente alberga la Casa de Cultura, donde se realizan todo tipo de eventos de gran importancia en la ciudad.

Seguimos recorriendo la historia de Buenos Aires a través de sus edificios, símbolos de una ciudad en constante renovación que ha sufrido grandes transformación a lo largo de su vida. El edificio Kavanagh es un particular rascacielos, como muchos de los que podemos encontrar en Nueva York, que tiene una altura de 120 m y un total de 32 pisos. Presumió de ser el edificio más alto de Latinoamérica durante un tiempo, y, a día de hoy, es un referente en diseño, arquitectura y vanguardismo de todo el mundo.

El famoso Obelisco de Buenos Aires se ve desde los distintos rincones de la ciudad. Esta gran obra pertenece a Alberto Prebisch, y ya es uno de los símbolos de esta gran urbe. Está realizado con piedra blanca y es punto de encuentro de eventos, manifestaciones y celebraciones de los clubs de fútbol de la ciudad.

Foto: j-cornelius