Impresionante naturaleza en Gran Canaria

Impresionante naturaleza en Gran Canaria 1

Las Islas Canarias en general y Gran Canaria en particular esconden muchos secretos que pese a estar a primera vista siempre son difíciles de ver. Si estamos en uno de los hoteles en Gran Canaria, además del sol y la playa, además de disfrutar y relajarse con un entorno maravilloso, también es recomendable conocer, fijarse en el entorno, en lo que nos rodea.

Y es que la naturaleza de Gran Canaria es como la naturaleza de todo el planeta. En menos de 50 kilómetros de diámetro se esconde un mundo en miniatura con sus dos hemisferios, es decir una parte llena de playas y otra rellena de montañas y bellos barrancos nacidos en la cumbre de la isla y que poco a poco van cayendo hasta el mar.

No muy lejos de las tumbonas y los chapuzones, los castillos de arena de los niños, existe un mundo desconocido en Gran Canaria, un mundo que gracias al clima del territorio conforma un micromundo de diferentes paisajes.

En Gran Canaria además de visitar sus pueblos y sus playas, podemos hacer recorridos a pie que nos llevarán a climas y paisajes diversos que parecen que nos transporten a otro lugar, a otra isla o continente, en fin, a otro mundo dentro del mismo mundo.

Podremos encontrar bosques de pino y como hemos dicho barrancos que comienzan a formarse entre montañas y se lanzan sin pensarlo al agua, podremos disfrutar de un paisaje lunar en la cumbre, encima de un mar de nubes, nubes que nos harán pensar en que estamos en el cielo. Palmerales bellos y rincones florales particulares, extraños, apartados de la Macaronesia. Todo ello visitable en una red de caminos reales que se reparten por las diferentes montañas y que permitirán al curioso viajero caminar entre pinos y helechos además de otras decenas de especies de árboles.

En fin, Gran Canaria también es una isla que se disfruta caminando, un ecosistema que guarda el 43% de su territorio bajo protección, una isla calificada como Reserva de la Biosfera por la Unesco. Todo un lujo, toda una experiencia visual, toda una alternativa para el típico turismo de sol y playa.

Foto Vía: Martin Wiesheu