Glendalough, uno de los lugares más bonitos de Irlanda

Glendalough, uno de los lugares más bonitos de Irlanda 1

 

Dublin como tal puede ser recorrida en dos o tres días, pese a ser una capital muy interesante, lo cierto es que no es una de las ciudades mejor preparadas para el turismo si tenemos en cuenta el nivel de Europa. No obstante, aprovechando los vuelos baratos a Dublin, podemos visitar sus alrededores, excursiones cercanas que gracias a la ayuda de un coche nos pueden enseñar rincones que nos darán una idea global de Irlanda más allá de su capital.

Por ejemplo, podemos ir a Glendalough, que en gaélico significa «valle de los lagos». Se trata de uno de los paisajes y parajes naturales más bonitos y espectaculares que podemos encontrar en toda Irlanda, de hecho tan sólo se sitúa a poco más de hora y media de Dublín y también se puede ir en autobús aunque su acceso no es fácil. El lugar se ubica en la zona montañosa conocida como Wicklow, que a su vez es un parque nacional y podemos aprovechar para realizar algún que otro sendero.

Pese a que se puede ver en una mañana o tarde, lo ideal es quedarse todo un día de visita caminando y conociendo los rincones más especiales del parque.

Más allá de su valor paisajístico y natural, Glendalough también posee un importante valor histórico, ya que el santo Kevin decidió que a partir de finales del siglo quinto viviría por estos lares como ermitaño. A su iniciativa se fueron uniendo cada vez más personas hasta crear una comunidad que aguantó hasta el siglo XVII y del que aún pervive algún resto como el monasterio.

La zona se diferencia en dos partes bastante diferenciados, en el lago superior y en el lago inferior, los dos rodeados de árboles y montañas. Junto a los lagos aparecen los restos del monasterio y dese aquí comienzan varios caminos que nos pueden interesar. Si no queremos un día de senderismo o esfuerzo físico, igualmente podemos ver y disfrutar de los lagos y conocer el centro de visitantes dle lugar, que nos dará información sobre la Irlanda monástica.

En fin, un lugar de ensueño que nos hará entender mínimamente el carácter fuerte de los irlandeses, carácter que durante milenios se ha ido gestando con la ayuda de parajes y espectáculos como éste.

Foto Vía: Sean MacEntee