Consejos para usar el metro de Nueva York

Consejos para usar el metro de Nueva York 1

Una de las experiencias y mejores consejos que me traje de Nueva York es que para movernos por la ciudad lo mejor es usar el metro. Al principio quizás cuesta un poco familiarizarse a él, pero cuando lo controlas un poco puedes ir de un lugar a otro de la ciudad sin problemas. Os contamos un poco nuestras experiencias con el metro de Nueva York.

Precisamente en nuestros vuelos Nueva York tuvimos tiempo de sobra para planificar un poco y echarle un vistazo al plano del metro. Es muy recomendable viajar sabiendo en qué paradas de metro se encuentran los lugares que queremos visitar. Sabiendo exactamente nuestro punto de partida y nuestro destino resulta mucho más fácil manejar el metro.

Todas las estaciones y paradas de metro cuentan con mapas de orientación, que se pueden consultar o bien pedir en ventanilla. Nosotros ya llevábamos uno desde casa, mucho más recomendable. Eso sí, hay algunas estaciones que ya no tienen ventanillas de información o venta de billetes, ya que se usan las máquinas expendedoras.

También podéis preguntarle a cualquier persona, pero siempre con precaución y disimulo. El metro de Nueva York suele estar lleno de carteristas, y si os ven un poco perdidos seréis presa fácil, especialmente de noche y en las horas punta, cuando con el bullicio de la gente no te das cuenta de nada.

De noche es mucho más recomendable viajar en taxi, sobre todo si vais solos. Si no es así, os recomiendo sentaros cerca de la cabina del conductor, para así poder avisar a alguien rápidamente en caso de peligro. Nunca os sentéis de noche solos en un vagón. Y siempre estar atento a vuestras pertenencias en todas las estaciones.

Lo mejor sigue siendo comprar un bono ilimitado para no tener que esperar colas en ventanillas o máquinas automáticas. Siempre hay muchísima gente comprando billetes, y si vais a usar con frecuencia el metro este billete adelantará mucho vuestro viaje.

Por regla general, los vagones suelen ir bastante llenos, por lo que si no consigues asiento lo mejor es no distanciarse mucho de la puerta, para poder salir rápidamente. No sería la primera vez que nos pasamos de estación por no poder salir a tiempo.

Lo que está claro es que el metro de Nueva York parece otro mundo, por lo que tendrás que estar siempre atento al viajar en él. Desde los mendigos a los artistas callejeros, parece que algo diferente se cuece cada día aquí.

Foto Vía Wired