Barceloneta, barrio pescador de Barcelona

Barceloneta, barrio pescador de Barcelona 1

Barcelona es el destino ideal para cualquier tipo de viaje, ya sea de fin de semana, de puente o de varias semanas de vacaciones. Además, es la típica ciudad hecha para todo tipo de bolsillos, por lo que no tendremos problemas en encontrar hoteles baratos en Barcelona. Es también una ciudad para todos los gustos, es decir, quien vaya encontrará lo que anda buscando sin problemas, diferentes ambientes se mueven en diferentes lugares.

Aún así hay puntos en común, es decir, lugares donde todos los gustos se concentran y se unen para disfrutar de un mismo rincón o ambiente. Uno de estos lugares, una de las cosas que ver en Barcelona es la Barceloneta, uno de los barrios más característicos de la ciudad.

A través de calles estrechas, pasadizos perpendiculares y paralelos con el puerto, las calles de la Barceloneta nos meten en un mundo de edificios humildes haciéndonos pensar que nos encontramos en un pueblo de pescadores. Sus balcones con ropa tendida y pequeños restaurantes se complementan con bares de tapas y multitud de ruidos y sonidos con la persistente presencia del olor del mar, del mediterráneo.

Se trata de una lengua de tierra triangular que se adentra en el Mare Nostrum con los barcos del Port Vell a un lado y la arena de las playas al otro. El barrio es un lugar de calles estrechas y rectilíneas, construido con estructura lineal pues allí iban a vivir los antiguos habitantes de la Ribera, los cuales habían perdido su hogar por la construcción de la fortificación de la Ciutadella. Son viviendas de ínfimas dimensiones y no muy altas pues tendrían que hacer ver la ciudad.

Fue un barrio de pescadores y oficios relacionados con la pesca y el mar, aunque también hubo industria metalúrgica, mezcla que ha dejado una esencia más que particular en el aire del barrio. Aún así, gran parte de este ambiente se fue perdiendo cuando en el año 1988, en una Barcelona que se estaba preparando para los juegos olímpicos, se decidieron derribar los antiguos “chiringuitos” y baños orientales de la playa para ser sustituidos por la modernización, por la cual hoy es la playa el principal punto de referencia del barrio.

En fin, un barrio que disfrutar, que caminar, que ver y comer, donde relajarse y observar la gran actividad barrial que tiene la ciudad.

Foto Vía: CGE